mejorar los entrenamientos en cintas de correr

Una buena forma en la que las personas quieren empezar a mejorar su condición física es con las cintas de correr, las cuales tienen muchos modelos diferentes y que se adaptan a las necesidades de cada una de las personas.

Pero, debes tener en cuenta que en las máquinas de correr no solo debe hacer carreras para poder hacer un buen entrenamiento, puedes hacer una serie de cosas que ayudan a mejorar los entrenamientos que hagas en la cinta de correr.

En este post, te vamos a mostrar algunas de las maneras en las que puedes mejorar todos los entrenamientos que hagas en la cinta de correr.

1.    Haz ejercicios de calentamiento

Muchas personas pueden pensar que este punto es obvio, pero la realidad es que muchos saltan este paso e inician su entrenamiento sin tener el cuerpo preparado con un calentamiento. Para iniciar el calentamiento debes hacer lo siguiente:

2.    Ajusta la cinta de correr para que quede a tu medida

Las cintas de correr tienen modelos que son completamente ajustables para los usuarios, de esta manera los entrenamientos tienen más beneficios y son más cómodos. Para ajustarla a tu medida puedes hacer lo siguiente:

3.    Corre como si lo hicieras en el exterior

Hay máquinas de correr que tienen una serie de funcionalidades que permiten que se puedan imitar carreras en terrenos reales, como correr en montañas, añadir colinas, etc. Estas máquinas de correr tienen las funciones para agregar elevaciones y variaciones al momento de hacer los entrenamientos en ella.

De esta manera, haces un esfuerzo más en el entrenamiento y evitas estar en la monotonía de los entrenamientos que desmotivan a todos.

4.    Usa movimientos diferentes

En el momento de entrenar, puedes empezar a agregar movimientos diferentes en tu entrenamiento de la cinta de correr, ya sea aumentando las inclinaciones de la cinta o haciendo movimientos como zancadas que estiran las piernas o empezar a hacer caminatas laterales.

5.    No te detengas

En el momento que inicias el entrenamiento, lo ideal es que no pares hasta que culmines todos los ejercicios. Sin importar que tan cansado estés, debes empezar a acondicionar tu cuerpo y eso requiere esfuerzo, por ello si te sientes cansado lo mejor es bajar un poco la velocidad, pero nunca parar hasta terminar todo el entrenamiento.

6.    Acompaña el entrenamiento con otras tareas pequeñas

Muchas personas aprovechan el tiempo del entrenamiento para hacer otras cosas a la vez, ya sea escuchar un programa de radio, un podcast, un audiolibro o una lista de música. De esta manera, mantienen la motivación y no se aburren al momento de entrenar.

En el caso de las personas que tienen trabajo pendiente, pueden hacer cosas simples como responder mensajes cortos o enviar correos.

7.    Trata de no añadir peso

Algunas personas quieren agregar a su caminata algún elemento de peso para trabajar más, pero lo cierto es que esto puede afectar el equilibrio y generar cosas negativas en el cuerpo. Cuando añades peso en este momento, afecta a la biomecánica del cuerpo y puedes causar lesiones.